Domingo, 23 Septiembre 2018 | Login

Este miércoles comenzaron las audiencias orales del proceso judicial en contra del “perfil cultural” vinculado a la Academia sueca y acusado de dos casos de violación.

- Él niega todas las acusaciones, dijo su abogado, Björn Hurtig.

La representante legal de la querellante, Elisabeth Massi Fritz, por su parte, afirmó que su cliente está “muy afectada”, pero que logrará salir adelante en las sesiones en la corte.

 

 Por: Marisol Aliaga

 

Este miércoles por la mañana, una gran cantidad de reporteros se dieron cita en el tribunal de primera instancia de Estocolmo, donde se dio comienzo a los alegatos orales del juicio en contra de Jean-Claude Arnault, a quien la prensa denomina como el “perfil cultural”.

 

Después del escándalo del año pasado, cuando salieron a la luz los testimonios de 18 mujeres que lo acusan de haber abusado sexualmente de ellas, el hombre, de nacionalidad francesa, enfrenta la justicia sueca. Este es uno de los casos. 

 

- Ha sido doloroso, ella tiene experiencias traumáticas, pero saldrá adelante muy bien en las interrogaciones, dijo la representante legal de la querellante, la abogada Elisabeth Massi Fritz.

 

Ella no concuerda con la tesis de que este juicio se trate de “palabra contra palabra”.

- Hoy estamos en la parte de la interrogación con la parte querellante, y es un relato fuerte y veraz. Después vamos a escuchar lo que dice el imputado, y vamos a ver cuánto recuerda él. Según la investigación preliminar, él recuerda poco. El segundo día, mañana, vamos a escuchar a siete testigos y veremos qué tienen que decir todos éstos, dijo Massi Fritz.

 

Esta impactante historia comenzó en noviembre del año pasado, cuando, en el marco del movimiento MeToo, que en Suecia ha tenido un gran impacto, el matutino Dagens Nyheter publicó un artículo en el que 18 mujeres testificaron que habían sido acosadas y abusadas sexualmente por Jean-Claude Arnault.

 

Los testimonios van desde acoso y hostigamiento sexual, hasta violaciones consumadas. Sin embargo, dado el hecho de que estas habrían ocurrido hace más de 10 años atrás, la gran mayoría no fueron suficientes para presentar demandas judiciales. Habían prescrito.

 

Pero en este caso, la fiscal consideró que había pruebas suficientes como para entablar una demanda, puesto que los hechos habrían ocurrido en el 2011.

 

No existen pruebas forenses, pero sí siete testigos.

- La única dificultad es, obviamente y como en todos los casos de larga data, que es difícil para todos – especialmente para los testigos – recordar exactamente lo que mi clienta les dijo, explicó Massi Fritz.

 

Debido al vínculo con la Academia Sueca – que cada año otorga el Premio Nobel de Literatura – el interés mediático ha sido enorme, tanto en Suecia como en el extranjero.

 

Al arribar a la corte el imputado, los fotógrafos lo rodearon y se formó un tumulto. Arnault apuró sus pasos hacia la sala que le había sido designada a él y su abogado, la número 34, sin responder preguntas.

- ¡Déjenme pasar!, exclamó, impertérrito, pero sin agachar la cabeza y tratando de escapar de la prensa, que insistentemente le pedía un comentario.

 

A pedido de la parte querellante, las audiencias se llevaron a cabo a puertas cerradas. No obstante, la prensa pudo estar presente cuando la fiscal, Christina Voight, leyó los cargos.

 

Se trata de que, en una ocasión el imputado habría obligado a la mujer a tener sexo oral con él, el cual es “un acto sexual equivalente a un coito”. Seguidamente, él habría llevado a cabo un coito vaginal, cuando la mujer se habría encontrado en “un estado de indefensión”.  

 

Fuera de estas dos agresiones sexuales, se le acusa además de haber perpetrado otra violación, en este caso de haber comenzado con el acto cuando la mujer estaba dormida.

 

- Él niega rotundamente todas las acusaciones en su contra, dijo su abogado, Björn Hurtig, en la corte.

 

La abogada Elisabeth Massi Fritz, tiene otra opinión. La parte querellante exige una compensación por daños y perjuicios de 100.000 coronas suecas, por cada abuso.

 

Al comienzo de las audiencias, su clienta no se encontraba en la corte, y había pedido que los alegatos fueran a puertas cerradas, por lo que la prensa rápidamente tuvo que abandonar la sala, luego de que la fiscal leyó los cargos.

- Yo quiero decir que mi clienta no quiere que le saquen fotos. Ella se siente muy mal y esto es muy difícil para ella, dijo la licenciada Massi Fritz a los fotógrafos.

 

El vínculo de Arnault con la Academia Sueca es que está casado con la poeta y miembro de la Academia, Katarina Frostenson.

 

La legendaria institución se tambaleó hasta sus cimientos, al hacerse público este escándalo, que no solo trata de abusos sexuales, sino también de un claro conflicto de intereses. La Academia había beneficiado económicamente y por largo tiempo un club cultural que Frostenson y Arnault habían fundado y del cual eran sus directores.

 

Sara Danius, la secretaria permanente que se viera forzada a renunciar a su cargo, era partidaria de que Frostenson abandonara la Academia y de que se iniciara una investigación respecto a los dineros que había recibido la pareja. A esto se opuso una parte de los 18 distinguidos miembros de la Academia, con el ex secretario Horace Engdahl a la cabeza.

 

Pero la institución literaria se vio mermada de integrantes y, por lo tanto, sin capacidad de otorgar el Premio Nobel. (Se requieren de al menos 12 miembros para ello).

 

Y, hasta el momento, no se recupera. Esta esta es la razón por la cual este año no habrá un representante de las letras - un Nobel de Literatura - cuando se otorguen los Premios Nobel, como siempre el 10 de diciembre, fecha que coincide con el fallecimiento de Alfred Nobel.

 

 

 

Published in Cultura

La fiscal Christina Voigt presentó este martes una demanda judicial en contra del “perfil cultural” ligado a la Academia Sueca, Jean-Claude Arnault.

Según la acusación, éste habría violado a una mujer en dos ocasiones, a fines del 2011.

La fiscal considera las evidencias como “contundentes”, en tanto que Arnault niega todos los cargos, y califica la demanda como “una vergüenza”.

 

 Por: Marisol Aliaga

 

Después de semanas de relativa tranquilidad en torno a la Academia Sueca – que aún no logra reponerse de los escándalos de las denuncias de acoso sexual en relación a una persona cercana a la entidad cultural,  este martes se dejó caer la nueva bomba que salpica a los ilustres literatos. Una fiscal, en Estocolmo, inició una demanda judicial en contra del “perfil cultural”, como se le ha llamado en los medios al esposo de la poeta y miembro de la Academia, Katarina Frostenson.

 

Y esta vez la cosa, al parecer, va en serio. Según la denuncia, Jean-Claude Arnault (los medios que aún no habían publicado su nombre, ahora lo hacen) habría violado en dos ocasiones a la querellante. La primera vez el 15 de octubre de 2011, la segunda vez a principios de diciembre de 2011.

 

Según la denuncia, en el primer incidente, Arnault habría obligado a la mujer a practicarle sexo oral para, seguidamente, perpetrar una violación. La mujer se encontraba en “una situación amenazante, se había sentido presa del pánico y, por ende, no había sido capaz de defenderse”.

 

La segunda vez, la violación habría sido consumada cuando la mujer se encontraba dormida.

 

Ambos hechos se habrían producido en el departamento nocturno de Arnault en Gärdet, Estocolmo.

- Yo opino que existen las evidencias suficientes para levantar una demanda. De esta forma, el tribunal del distrito juzgará el caso, dijo este martes la fiscal Christina Voigt.

 

Agregó que, aunque no existen evidencias técnicas, hay siete testigos que corroboran la veracidad de lo dicho por la querellante.

 

Y, según la demanda, la fiscalía cuenta además con los apuntes de la historia clínica de un psiquiatra que había tratado a la mujer. Este jornal data de dos semanas después de que se hubiera cometido el presunto crimen.

 

No obstante, la fiscal no solicitó prisión preventiva para el acusado puesto que “no hay motivo para ello”.

 

Vale la pena recordar que las acusaciones en contra de Arnault surgieron después de que el matutino Dagens Nyheter publicara un artículo de investigación, en las cual un total de 18 mujeres afirmaban haber sido víctimas de acoso sexual y de violación por parte de Arnault. Hechos que se habían desarrollado durante décadas.

 

Ese fue la bola de nieve que más tarde se transformó en el alud que sepultó a la prestigiosa Academia Sueca, que desde entonces lucha por recuperar su dignidad y credibilidad.

 

Vale la pena recordar que el director ejecutivo de la Fundación Nobel, Lars Heikensten, ha dicho que, en tanto que la Academia Sueca no recupere su credibilidad, no es idónea para elegir al Premio Nobel de Literatura.

 

Aquí es necesario hacer hincapié en lo que los medios extranjeros a menudo confunden: la Academia Sueca (de la lengua) es la encargada de elegir los premios Nobel de Literatura, en tanto que la Real Academia Sueca de las Ciencias es quien designa los Premios Nobel en las distintas disciplinas, a excepción del Nobel de Economía (que lo designa el Banco Central) y el de la Paz, que lo confiere la fundación Nobel de Noruega. (No es fácil entender todos los vericuetos de los premios Nobel).

 

Por lo demás, y a diferencia de la Academia Sueca, los miembros de la Academia Sueca de las Ciencias se van rotando en sus cargos, mientras que “los 18” como se le llama a los literatos que componen la Academia Sueca, son vitalicios… o lo eran, hasta que, recientemente el Rey Carl Gustav cambiara los estatutos y agregara la posibilidad de que los miembros que así lo deseen pueden retirarse de esta institución.

 

No muchos lo han hecho, la membresía en la Academia significa - fuera del enorme poder en la vida cultural sueca - una serie de regalías. Privilegios que, por primera vez, desde que se fundara la entidad, en el 1700, están siendo puestos bajo la lupa.

 

Y lo que la lupa deja ver no ha sido de particular nobleza.

  

Sin embargo, y para volver Jean-Claude Arnault, el escándalo no se trata solamente sexo – como se empeña en denominarlo la prensa extranjera -  también cuenta con aristas en la parte económica: la poeta y miembro de la Academia, Katarina Frostenson, era la directora del Club cultural que creara Arnault, y que durante años recibió apoyo financiero de la Academia. Aunque, hasta el momento, esta irregularidad no ha sido motivo de un proceso judicial.  

 

Luego de la publicación de DN, se levantaron varias demandas judiciales pero que no pasaron a mayores puesto que, en su mayoría, los casos habían prescrito.

 

La abogada Elisabeth Massi-Fritz representa a la querellante. La licenciada manifestó a la prensa que su clienta está aliviada y conforme de que se haya presentado la demanda judicial. A pesar de que ya han pasado siete años de que ocurrieran los hechos.

- Mi clienta se ha sentido muy mal, como consecuencia de lo ocurrido. Ella ha sido agraviada y humillada en forma particularmente seria, subrayó la abogada.

 

¿Qué dice el acusado?

 

Aftonbladet se comunicó con el abogado de Arnault, el licenciado Björn Hurtig, quien expresó al vespertino que su cliente opina que la demanda es una vergüenza.

- Él está consternado y abatido. Está consternado porque defiende su inocencia, él no ha cometido los crímenes que se le imputan. Él opina que las evidencias son débiles y está abatido porque no puede obviar el hecho de que la presión mediática ha influido en esto. Él ha sido un hombre perseguido durante largo tiempo.

 

 

Aftonbladet: ¿Qué evidencia es demasiado débil?

- Es necesario recordar que se basa, después de todo, en información oral y datos de segunda mano. La evidencia oral es como la fruta fresca, empeora con el paso del tiempo. Puede resultar difícil de saber cuáles son mis propios recuerdos luego de haber leído y escuchado cosas en los medios. Son hechos que han ocurrido hace tiempo atrás, y no existen testigos directos ni pruebas técnicas. 

 

El licenciado Hurtig señaló además que no está sorprendido por la demanda, pero que la atribuye a una "enorme presión mediática".

 

- Esto tiene proporciones enormes, y yo no creo que esto haya sido considerado. No se puede negar que estas cosas tienen impacto. 

 

Agrega que su cliente y la mujer se conocían, pero subraya que, luego de leer el conjunto de evidencias, está más inclinado a creer en su inocencia. 

 

  

 

 
Frontis del Museo Nobel, donde se aloja la Academia Sueca. Jean-Claude Arnault. Foto: Marisol Aliaga. Expressen. Montaje: Magazín Latino. 

 

 

 

Published in Cultura

Publicado: 2018-04-12. Actualizado: 2018-04-14. Actualizado: 2018-04-16

La turbulenta semana de la Academia Sueca culminó este jueves por la tarde con la dimisión de la secretaria permanente, Sara Danius.

- Dejo el cargo de secretaria permanente de la Academia. El deseo de la Academia era que me retirara, y por lo tanto decidí además renunciar a mi sillón, el número siete. Esta decisión la he tomado con efecto inmediato, declaró Sara Danius a la prensa, y agregó que lo hacía pensando en el bien de la Academia.

 

 Por: Marisol Aliaga

 

Como una verdadera tragedia griega se ha ido desarrollando la peor crisis en tiempos modernos de la Academia Sueca.

 

Y este jueves resultó en la dimisión de la mismísima secretaria permanente, Sara Danius, quien fue la primera mujer que asumió en el cargo, luego de 18 predecesores.

- Me habría gustado quedarme más tiempo. Pero hay otras cosas interesantes que hacer en la vida, dijo Danius a la salida de la Casa de la Bolsa, luego de una reunión de tres horas con los miembros de la Academia.

 

También se dio a conocer que la controvertida poeta y miembro de la Academia, Katarina Frostenson, se retira por un tiempo indeterminado.

- Tenemos la esperanza de que la Academia pueda sobrevivir como institución, dijo el director de la misma, Anders Olsson, quien asume en el cargo de secretario permanente interino, en tanto que la Academia se reconstruye.

 

Y agregó:

- Nos vimos en la obligación de llegar a un acuerdo. De dar un paso atrás. Quienes anteriormente defendieron a Katarina Frostenson, dieron un paso atrás, y Katarina aceptó a renunciar a sus labores dentro de la Academia. Luego tratamos de resolver la crisis de confianza respecto a Sara Danius, mediante su dimisión, dijo Anders Olsson.

 

Pero, la miembro más reciente de la Academia, la escritora Sara Stridsberg (elegida el 2016), dio otra versión del asunto:

 

“Yo he luchado durante toda la tarde para que Sara Danius se mantuviera en el cargo de secretaria permanente. Para mí, ella ha sido una clara esperanza”, escribió, en un mensaje de texto a Dagens Nyheter.

 

“El dealen  [trato] de la Academia fue que Katarina Frostenson dejase sus funciones en la Academia, no su sillón, si Sara Danius dimitía como secretaria permanente. Yo lloré, durante la reunión”, escribe Sara Stridsberg en un mensaje a DN.

 

Con la dimisión de Sara Danius, se puede constatar que la esperanza de una renovación de esta arcaica institución se esfuma.

 

En la práctica, se trató de un golpe para derrocar a Sara Danius. El "team Horace Engdahl" ganó al "team Sara Danius".

 

Se trata de una lucha entre el hombre cultural y la mujer cultural, como lo ha dicho la académica Ebba Witt Brattström. 

 


La secretaria permanente de la Academia Sueca, Sara Danius, a las salida de la reunión del jueves. Foto: Omni.se. 

 

Este jueves, las redes sociales se encendieron. Muchos concuerdan en que lo mejor sería disolver la Academia, una institución feudal que no rima con un país moderno como Suecia.  Una institución que dispone de grandes cantidades de dinero, libre de impuestos y sin transparencia alguna. Una institución donde los miembros son vitalicios, y cuando alguno se va – porque fallece – otros pueden elegir a sus amigos. Otros se enfadan y se van, y su sillón permanece vacío por décadas.

 

En otras palabras, las condiciones perfectas para la corrupción.

 

El jefe de cultura de Dagens Nyheter, Björn Wiman, comentó esta tarde en el noticiero Aktuellt la situación, y dijo que la decisión de la Academia era “totalmente absurda”.  

- Lo que ha ocurrido con la Academia no es más que una gran tragedia, tanto para la institución como para la vida cultural sueca, que depende de su buen funcionamiento. Ahora tenemos una institución en la que nadie confía. Es imposible ver cómo estos 11 miembros que permanecen y que claramente han demostrado que no solo están a un lado de la sociedad, sino además por debajo de la sociedad, van a salir adelante. Que no quieren seguir la recomendación de un renombrado bufete de abogados para recurrir a las autoridades pertinentes por sospechas de fraude. Que hacen oídos sordos a los abusos sexuales que ocurren a su alrededor.

 

Horace Engdahl, que fuera secretario permanente de la Academia entre 1999 y 2009,  ha alabado a su amigo, el “perfil cultural” diciendo que es “el mayor gentleman que ha conocido”.

18 mujeres no piensan lo mismo.

 

Una institución arcaica y machista

La Academia Sueca es una de las instituciones más machistas de la sociedad sueca. Desde 1786, hasta el 2016, cuando Sara Stridsberg fue elegida en el sillón número 13, la Academia ha contado con 190 miembros. ¿Cuántos de estos han sido mujeres?

Once. (*) 

La primera mujer en la Academia Sueca fue la escritora Selma Lagerlöf.  Fue elegida el 28 de mayo de 1914, luego de un cambio en los estatutos. 

Sara Danius ocupaba el mismo sillón que Selma Lagerlöf, el número 7.

Y ahora está vacío.

 

Actualización: 

(*) Anteriormente habíamos escrito nueve mujeres. La cifra correcta es once.

Aquí, un gráfico con ellas.

 

 

Foto: captura de pantalla de la edición digital de Svenska Dagbladet.

 

 

A los 128 años de que se fundara la Academia Sueca, y se hubieran elegido a 114 miembros, pudo recién ocupar un sillón una mujer. La escritora Selma Lagerlöf, quien obtuvo el Premio Nobel de Literatura en 1909, que ese año - por primera vez - recayó en Suecia.

 

Vale decir, durante los 232 de vida de la Academia, solamente once mujeres han sido elegidas en la institución. En 1978 fue elegida la escritora Kerstin Ekman, pasando a ser la tercera en la historia. Sin embargo, luego de una disputa por la fatua a  Salman Rushdie, la autora abandonó la Academia, en 1989, o sea, hace 30 años atrás. Su sillón continúa vacío, ya que los miembros son vitalicios y no pueden ser reemplazados.

 

Y las mujeres no lo han tenido fácil. Selma Lagerlöf nunca logró tener gran influencia dentro de "los dieciocho", y fundó su propio fondo becas para escritoras, luego de que sus ilustres colegas no manifestaran deseo alguno de apoyarla en ello.

 

La segunda mujer en la Academia, Ellin Wägner, tuvo que ver con el Premio Nobel a Gabriela Mistral, al término de la Segunda Guerra Mundial. Pero solo alcanzó a ocupar su sillón durante cinco años, fue elegida en 1944 y falleció en 1949.

 

Marianne Enge Scharz es una de las fundadoras del círculo Ellin Wägner, y ha estudiado las dificultades con que tuvieron que lidiar las primeras mujeres en la Academia.

 

- Como en todas partes, no era nada fácil estar entre las primeras mujeres. Tampoco creo que ella pudo hacer cambios en la Academia. Wägner contribuyó a que una mujer, Gabriela Mistral, recibiera el Premio Nobel en 1945, pero más que eso, no. Una mujer sola difícilmente puede cambiar una directiva junto a 17 vejetes, dice Marianne Enge Scharz en un artículo en Svenska Dagbladet.

 


Los dieciocho, que en la actualidad son 13 y, estos últimos días, solo 11. De cabecera de mesa, Horace Engdahl. A su derecha, Peter Englund (predecesor de Danius). A su izquierda, Sara Danius. Como se puede apreciar, la representación femenina es paupérrima: tres mujeres de diez hombres. Pero ha sido peor. Foto: Svenska Akademien. 

 


Sara Danius y Sara Stridsberg cuando abandonan la Academia, el pasado viernes. Foto: TT. 

 

Actualización:

 

Si alguien pensó que el asunto terminaría aquí, se equivocó. En Suecia, país en donde el movimiento MeToo se ha dado más fuerte que en ninguno otro, no es fácil – ahora – acallar a las mujeres.

 

Al día siguiente de la dimisión de Sara Danius, un gran número de personalidades, ministros/as, actores, actrices, cantantes, gentes de la cultura, intelectuales, opinólogos, youtubers y todo quien quiso, se manifestó a favor de la elegante ex secretaria permanente, portando la prenda favorita de ella: una blusa con lazo (en sueco: knytblus). 

 

Hombres y mujeres. Aquí, algunos de ellas y ellos:

 

Alice Bah Kuhnke, Ministra de Cultura y de Democracia (Partido Verde): “Un nuevo día amanece. La lucha feminista se libra todos los días, lo sabemos muy bien. En el autobús, en los corredores de la escuela, en la sala de reuniones del trabajo. Un paso atrás ayer significa, al menos, dos pasos adelante hoy. ¡Vamos unidos!”, escribe en Instagram.

 

 

 

“Los señores de la Academia pensaron que la carrera estaba ganada, cuando echaron a Sara Danius. Well. No podrían estar más equivocados, porque la revolución que surge de un rancio sexismo se ha fortalecido con la cultura del powersuit #knyblus".

"¿He entendido bien el asunto? Un hombre que es cercano a la Academia comete una serie de atropellos sexuales en contra de mujeres a lo largo de décadas. La solución de la Academia: Una mujer con talento, sentido del humor y clase [Talento y gusto es la divisa de la Academia] es obligada a dimitir. ¿Me he perdido algo?”, escribe en Twitter el tenor Rickard Söderberg.

 

 

 

“¡Si hubiera tenido una blusa con lazo, la habría lucido hoy día! Las mujeres se ven obligadas a retirarse, mientras que la hegemonía de los vejetes se dan palmetazos en la espalda. #BortmedHorace (Fuera con Horacio) y que vuelva Sara!”, escribe la parlamentaria del Partido de Izquierda ante la Unión Europea, Malin Björk, en Twitter. Y aprovecha de decir que también se debe acabar con la monarquía.

 

 

 

“Hoy todo el equipo se luce con blusa con lazo. Sin palabras ante la turbulencia de los últimos meses en la Academia”, escribe en Instagram el Ministro de Comercio (Socialdemócrata), Mikael Damberg.

 

 

 

"El hecho de que Sara Danius dimite de la Academia Sueca es una gran pena, ¡y una mancha más en un gobelino ya bastante sucio del 1700!" Escribe en Twitter el escritor y conductor Mark Levengood.

 

 

 

Y, este jueves, cuando los ilustres dieciocho – que ahora solo son 11 – se reúnan, en la Sala de la Bolsa, en la Ciudad Vieja, se encontrarán con una manifestación en apoyo a Sara Danius. Convoca, Cissi Wallin:

 

“Nos vemos el jueves a las 17.00? La actuación de la Academia Sueca refleja las estructuras que imperan en cada rincón de nuestra “moderna” sociedad. El jueves nos unimos y demostramos a toda la sociedad que este es un modelo que es necesario romper”, escribe Cissi Wallin en Instagram, e insta a unirse a la manifestación de las blusas con lazo y por la disolución de Academia en pleno.

 

 

 

 

Published in Cultura

Publicado: 2018-04-09. Actualizado: 2018-04-11

Un escándalo de grandes proporciones remece desde hace días la prestigiosa Academia Sueca.

Luego de que tres miembros se marginaran, el viernes pasado, la crisis ha ido en aumento, y este lunes se pronunció al respecto el patrón de la Academia, el Rey Carl XVI Gustaf.

- Los problemas están para resolverse. Esperamos que este se pueda resolver pronto, expresó el monarca. Pero reconoció que la antigua institución está ante un problema serio, y que sigue con atención el desarrollo de los hechos.

 

 Por: Marisol Aliaga

 

La noticia del día en Suecia, este martes – fuera de la visita de la primera ministra de Reino Unido, Theresa May – fue el nuevo escándalo de la Academia Sueca. Luego de que tres de sus miembros se marginaran, el viernes pasado, la situación ha empeorado día a día.

 

A tal punto que este lunes el mismísimo rey hizo declaraciones a la prensa. Breves, pero las hizo.

 

El fin de semana el monarca había llamado al palacio a la secretaria permanente de la Academia, Sara Danius,para conversar sobre la crisis. No obstante, Danius no ha hecho aún declaraciones a los medios, y se espera que en cualquier momento llame a una conferencia de prensa para despejar las numerosas dudas al respecto.

 

Esta es la crisis más grave que afronta no solo Sara Danius, sino también la antigua institución – al menos en los últimos años - fundada por el rey Gustav III en 1786, con el fin de “trabajar en la pureza, el vigor y la majestad de la lengua sueca”.

Desde 1901, la Academia, compuesta por 18 literatos, llamada por lo tanto “los dieciocho”, designa cada año al laureado con el Premio Nobel de Literatura, uno de los premios que instaurara Alfred Nobel.

 


La secretaria permanente de la Academia Sueca, Sara Danius. Foto: Marisol Aliaga. 

 

La crisis de la Academia comenzó el año pasado, luego de que el matutino Dagens Nyheter publicara un artículo en el cual 18 mujeres acusaban al esposo de una de la miembras de “los dieciocho”, de abusos sexuales y violaciones.

 

Ahora el tema resurge, luego de que, en la reunión del jueves de la semana pasada (los miembros de la Academia se reúnen todos los jueves), se llevara a cabo una votación para expulsar a Katarina Frostenson, la esposa del llamado “perfil cultural” (algunos medios lo llaman por su nombre y apellido, otros se abstienen).

 

Seis miembros votaron a favor de la expulsión de Frostenson, ocho en contra y cuatro no votaron. Entre quienes votaron por la expulsión de la poeta se encuentra la misma Sara Danius, y los tres que se marginaron el viernes pasado están de acuerdo con ella. Ellos son: Peter Englund, Klas Östergren y Kjell Espmark.

 

Otros miembros han declarado que también están pensando abandonar sus funciones. Si es así, el futuro de la labor de la Academia corre peligro. Según los estatutos, no puede funcionar con once miembros.

 

ACTUALIZACIÓN:

 

Esta noticia sigue en desarrollo. Este jueves nuevamente se reunirán los dieciocho, “de aderton” para deliberar ahora el futuro de Sara Danius, según declaró Per Wästberg al noticiero Aktuellt, la tarde del miércoles.

 

En otras palabras, el conflicto ha llegado a una magnitud tal, que el prestigio de la Academia se ha visto afectado e incluso se teme que los literatos no puedan dedicarse como deben a su labor más importante: elegir quien será el laureado con el Premio Nobel de Literatura 2018. Este trabajo ya debería haber comenzado.

 

¿Cómo comenzó el conflicto, que ha pasado a ser un verdadero culebrón protagonizado por la “créme de la créme” de la intelectualidad sueca?

 

Tiene que ver con MeToo. Al hilo delfuerte movimiento mundial de las mujeres, en contra de los abusos sexuales, que tuviera su origen en Hollywood, el matutino Dagens Nyheter publicó un reportaje en las cual 18 mujeres acusaban al cónyuge de la miembro KatarinaFrostenson de violaciones y abusos sexuales. Esto conmocionó la Academia Sueca, poco antes del anuncio del Premio Nobel de Literatura 2017.

 

Poco a poco las aguas se fueron calmando. Ishiguro Kazuo demostró ser una elección del gusto de todos, y, cuando se le pidió su opinión respecto al peliagudo tema, el Nobel constató la gravedad del asunto y respondió con sinceridad: “Las mujeres suecas están haciendo una revolución”.  

 


¿Ahora, por qué esta nueva crisis?


Tiene que ver aún con lo mismo, con la debacle ocasionada por las andanzas del marido de Frostenson y su acoso sexual que se prolongara por décadas y sin que nadie reaccionara. Ahora se sabe que dentro de la Academia había miembros que sabían lo que hacía el “perfil cultural”, pero que hicieron la vista gorda.

 

Recientemente, el bufete de abogados que contratara la Academia para investigar el escabroso tema terminó su investigación, y aconsejó a los ilustres iniciar una querella en contra del esposo de Frostenson, no por el tema sexual, sino por “conflicto de interés”. Porque, gracias a que Katarina Frostenson es miembro de "los dieciocho", ha influido para que su marido reciba dinero para financiar sus actividades culturales en “El Club”, del cual ella misma es la directora. La empresa cultural ha recibido apoyo económico de la Academia durante años. Fuera de esto, el hombre cultural, de origen francés, ha hecho uso del departamento en la zona fashion de París como si fuera suyo. Y ha cometido allí abusos sexuales, según testimonios de  mujeres que lo acusan.

 

Fuera de esto, ha filtrado, según lo informó la prensa, estos días, el nombre de siete de los laureados con el Nobel de Literatura, lo que, gracias a las quinielas, ha devenido en ganancias monetarias para algunos.

 

Por su parte él llama las acusaciones “caza de brujas”, y niega todo lo de que se le acusa.

 

No obstante, por esto y por otros “detalles”, algunos de los miembros de la Academia resolvieron que se debía expulsar a Katarina Frostenson. Sin embargo, no lograron ponerse de acuerdo y en la votación ganó el grupo de Horace Engdahl, que más tarde, publicó un agresivo artículo en el vespertino Expressen, afirmando que Sara Danius era "la peor secretaria permanente que había tenido la Academia, desde 1786”.

 

Fue en este momento, que la disputa de los literatos llegó a su nivel más bajo.

 

Sara Danius, por su parte, no ha hecho declaración alguna, en tanto que Engdahl se adjudicó numerosas críticas por su aseveración.  

  

¿Qué pasa ahora?

 

Se supone que este jueves los 18 voten sobre si Sara Danius se mantiene en su puesto, como la primera mujer en la historia que ocupa el cargo de secretaria permanente de la arcaica institución.

 

“Es el hombre cultural contra la mujer cultural”, ha dicho la experta en Literatura, Ebba Witt Brattström. Quien, vale la pena el alcance, estuvo casada con Horace Engdahl durante 26 años. Y durante años criticó la Academia.  

 

 

¿O será el rey quién salve la situación?

  

El rey, Carl XVI Gustaf es el protector y patrón de la Academia Sueca, aunque nunca se ha inmiscuido en la labor de esta. Pero ante la turbulencia de los últimos días, cuando miembros de esta se atacan ferozmente y hacen declaraciones en distintos medios, el uno más descabellado que el otro, el monarca se pronunció estos últimos días, y dijo primero que “los problemas están para ser resueltos”, y después que: “tal vez haya que cambiar los estatutos”.


Aunque muchos se rieron ante la posibilidad de que sea el rey quien resuelva el conflicto, ahora parece ser lo más cuerdo.

 

Porque, según los antiguos estatutos, el rey tiene la potestad de hacer y deshacer en la Academia.

 

Sara Danius ha sido partidaria de hacer reformas en las reglas estatutarias, sobre todo respecto a la membresía de por vida. Ahora, al parecer, el rey está de acuerdo.

 

En un comunicado de prensa, Carl XVI Gustaf informa:

 

"Es mi firme convicción de que el Monarca dispone sobre los estatutos de la Academia Sueca, que mi predecesor Gustav III, estableció.  A la luz de los acontecimientos, pasaré a considerar la necesidad de adiciones a los estatutos, en particular el derecho de dimisión".

 

 

 

 

El Museo Nobel, donde también se encuentra la Academia Sueca. Foto: Marisol Aliaga.

 

 

 

 

 

Published in Cultura

Al cumplirse 91 años del nacimiento del escritor colombiano Gabriel García Márquez, el pasado 6 de marzo, se celebró un homenaje en su honor en el Museo Nobel de Estocolmo.

En esta ocasión, la Embajadora de Colombia en Suecia, Sra. Sonia Durán, hizo entrega al director del museo, Olov Amelin, de dos gafas, un maletín y un reloj pulsera, para ser incorporados a la colección de objetos personales del Museo Nobel. Objetos que fueron donados por la viuda de “Gabo”, Mercedes Barcha.

 

 Por: Marisol Aliaga. Texto y fotos. 

 

Desde el 6 de marzo pasados, los visitantes del Museo Nobel, ubicado en el corazón mismo de la Ciudad Vieja, en Estocolmo, tienen la oportunidad de apreciar objetos personales que han sido usados por el gran novelista colombiano Gabriel García Márquez.

 

Se trata de dos pares de gafas, unas grandes, con marco negro, que usaba a diario el escritor, además de otras, más pequeñas, que usaba en ocasiones especiales. Un maletín, donde guardaba el periódico, un libro y una libreta donde anotar las ideas que le venían a la cabeza. “Él decía que había que estar siempre listo para anotarlo, cada vez que se encuentra con un detalle para una historia”, dijo, durante la ceremonia, el escritor y cineasta colombiano Juan Pablo Bustamante.

 

En la ceremonia hicieron también uso de la palabra, entre otros, el director del museo, Olov Amelin, y la Embajadora de Colombia en Suecia, Sonia Durán.

 

Los objetos personales del Nobel colombiano fueron donados al Museo Nobel por su viuda y compañera de toda su vida, Mercedes Barcha.

 

 

Magazín Latino tuvo la oportunidad de conversar, en esta ocasión con el director del Museo Nobel, Olov Amelin.

- Es realmente fantástico. Tanto porque hemos recibido esta donación, y porque podemos contar más y mejor sobre Gabriel García Márquez, uno de los escritores más grandes del mundo. Que ahora lo podamos honrar de esta manera, no podía ser mejor, nos comenta Olov Amelin.

 

¿Cuándo comenzó el museo a recolectar estos “artefactos”, como se les llama en inglés?

- Creo que comenzamos hace unos diez años atrás. Entonces, fueron los laureados de ese año a quienes les pedimos que trajeran algún objeto para el museo. Y significa que tenemos objetos de los Nobeles más recientes, del año 2000, 2005 en adelante, podemos decir. Cuando se trata de premios anteriores es más esporádico, dependiendo de quienes hemos podido contactar, ya sean ellos mismos o su familia.

 

¿Y cómo fue el caso con los objetos que hoy se agregan a la colección?

- [Risas] Es una historia larga y fantástica. Pero el caso fue que una persona que era conocida de la viuda de Gabo estaba de visita en Estocolmo, como turista, fue al museo y se preguntó por qué no había más material sobre Gabriel García Márquez y así comenzó todo.

 

¿Cuál de estos objetos le llama más la atención?

- Pienso que son fantásticas las dos gafas, puesto que reflejan tanto su personalidad como su herramienta de trabajo, que seguramente usaba cuando  escribía sus grandes obras. Estos objetos se sienten muy cercanos a él, así que es tal vez es lo que siento más fascinante.

 

¿Cuál es su libro favorito de Gabriel García Márquez?

Cien años de soledad, porque dentro de sus obras, fue el que leí primero y que me conmovió mucho. Yo era entonces un adolescente, tenía 18- 19 años cuando lo leí, y fue una experiencia fantástica de lectura.

  

 
El director del Museo Nobel, Olov Amelin, y la Embajadora de Colombia en Suecia, Sonia Durán. 

 

También conversamos con la Embajadora de Colombia en Suecia, Sonia Durán:

 

¿Qué le pareció el evento de hoy?

- Muy emocionante, el tener la oportunidad de entregar, finalmente, los objetos que donó la familia de Gabo, después de que se abrió esta belleza de museo, en el 2001.

 

¿Cómo se pudieron traer los objetos?

- Con Marta habíamos tratado infructuosamente, el año pasado, de traer algunos objetos, pero no encontrábamos la forma más segura, porque cualquier transportadora no se compromete a asegurar objetos personales de un Premio Nobel. Pero finalmente encontramos a la persona ideal, Juan Pablo Bustamante, lo que nos dio una grata sorpresa. Él es hijo de la mejor amiga de la viuda del maestro, Mercedes Barcha. La madre de él se llama Cecilia Restrepo. Estamos muy contentos de que se haya solucionado de esta forma y que los objetos donados por Gabriel García Márquez se alojen en este templo estupendo de los Nobel.

 

¿Cómo fue la elección de estos?

- Fue directamente escogencia de la familia. De Mercedes Barcha y uno de sus hijos, que fue también quien los llevó a Cartagena. Juan Pablo estaba en esta ciudad, y la universidad donde estaba terminando sus estudios le dio la oportunidad de escoger un lugar para estudiar y escribir su próxima novela. Él estaba muy interesado en esta criminología de las novelas negras suecas y quería venir a entenderlas desde Estocolmo, desde Suecia, entonces, está alojado aquí como estudiante, y él los trajo.

 

¿Cuál es su libro favorito de Gabriel García Márquez?

- Son varios. Me he paseado por su obra, desde luego Cien años de soledad. Pero hay una que me encanta porque es una obra muy especial, y es El otoño del patriarca, que relata la vida del general y hace una referencia a los dictadores en América Latina. Fue un libro que leí en la universidad, a finales de los 70, soy científica política, y me encantó desde el punto de vista político de la época en que él lo escribió. Pero he leído muchos, El amor en los tiempos del cólera, en fin, tengo muchos favoritos. Y también su autobiografía me ha gustado mucho, por eso comencé mis palabras esta tarde con esa frase histórica de Gabo, de su autobiografía.

  

La embajadora se refería a la frase con la que el padre del realismo mágico comienza Vivir para contarla:

 

“La vida no es la que uno vivió, sino la que uno recuerda y cómo la recuerda para contarla”.

 

 

 

Published in Cultura

El 6 de marzo se celebró un homenaje a Gabriel García Márquez en el Museo Nobel, en Estocolmo. En esta ocasión, el museo recibió la donación de dos gafas del escritor, un maletín y un reloj pulsera, para ser incorporados a la colección de objetos personales de los laureados con el Premio Nobel.

En la ceremonia hicieron uso de la palabra, entre otros, el director del museo, Olov Amelin, la Embajadora de Colombia en Suecia, Sonia Durán, el escritor y cineasta Juan Pablo Bustamante.

Los objetos fueron donados por la viuda del gran "Gabo", Mercedes Barcha, y la fecha elegida para la donación tiene relación con los 91 años del nacimiento del novelista, de quien se recordaron las palabras:

"La vida no es la que uno vive, sino la que uno recuerda, y cómo la recuerda para contarla".

 

Producción: Magazín Latino

Published in Video
Domingo, 31 Diciembre 2017 13:56

Kazuo Ishiguro sobre la campaña del MeToo

En una conferencia de prensa en la Academia Sueca, el 6 de diciembre de 2017, el Premio Nobel de Literatura 2017, Kazuo Ishiguro, se refirió a la campaña de MeToo (YoTambién), que tanto revuelo ocasionó este año en Suecia.

Invitado por la Secretaria Permanente de la Academia Sueca, Sara Danius, el literato británico respondió a las preguntas de la prensa. 

Kazuo Ishiguro afirmó que "lo que están viviendo Uds. en Suecia es una revolución", e invitó a los presentes a la Sala de la Bolsa a reflexionar sobre lo que el movimiento MeToo significa. 

MeToo, que comenzó como un hashtag en las redes sociales, se transformó en el país escandinavo en un movimiento que abarcó todos los sectores laborales de la sociedad. 

 

Producción del vídeo: Magazín Latino. 

Filmado el 6 de diciembre de 2017. 

Idioma: inglés. 

 

Más información (en español) en el artículo: Kazuo Ishiguro: Ustedes son parte de algo revolucionario

Published in Video

Esta semana concluyó la semana Nobel, con eventos que mantuvieron a los laureados en constante actividad, antes de regresar a sus casas.

Magazín Latino tuvo la oportunidad de seguir de cerca uno de estos eventos, muy apreciado por los homenajeados por su calidez, frescura y espontaneidad tan típicas de los niños y jóvenes.

Y conversamos con Mariana, quien este año fue la encargada de darle la bienvenida a Kazuo Ishiguro, cuando el Nobel visitó Rinkeby. “Fue una experiencia muy bonita”, nos contó ella.

 

Por: Marisol Aliaga (texto y fotos)

 

Si hay algo que se pueda decir, sin correr el riesgo de generalizar, es que la gran mayoría de los galardonados con el Premio Nobel siguen manteniendo a su niño interior. El juego, la parte lúdica del ser humano parece ser un elemento muy fructífero, al momento de investigar o de crear.

 

Tal vez sea por esto, que los Nobel se sienten tan a sus anchas cuando visitan la escuela de Rinkeby, sin duda el evento más simpático entre la agitada agenda de los laureados en la capital sueca. Los niños, olvidándose de todo protocolo y solemnidad de otras actividades, son una verdadera inyección de alegría y espontaneidad, para los laureados.

 

Gracias a la amabilidad de la gestora principal de este evento, la escritora Gunilla Lundgren, Magazín Latino tuvo la oportunidad de estar junto a los niños, esperando el arribo de Kazuo Ishiguro.

 

 

Y la expectación era grande. Unos seis niños y niñas esperaban la llegada del literato, y se preguntaban cómo sería, con quien vendría y si llegaría en taxi o en el “auto Nobel”.

 

La respuesta la tuvimos pasadas las doce del mediodía, cuando el Nobel de literatura llegó en un sobrio coche de color gris con el logo Nobel en las puertas. Le acompañaban su señora, Lorna, y su hija, Naomi.

 Mariana le dio la bienvenida a Kazuo Ishiguro. 

 

 

 

Mariana Nicole Pereira Vargas, tiene 14 años y asiste a la clase 8 A, de la escuela de Rinkeby. Nació en Bolivia y llegó a Suecia a los dos años. Como los otros niños, habla español, sueco, inglés y un poco de francés. Con Kazuo Ishiguro fue fácil, porque todos los niños hablan inglés.

 

¿Cómo pensabas que iba a ser el encuentro con él, estabas nerviosa?

- Un poco nerviosa sí, porque él ha obtenido un premio tan importante, es un honor tener la oportunidad de poder conocerlo. Pero me pareció divertido, buena persona y muy amable. Hace chistes y uno se siente bien con él. Transmite buenas vibraciones, es una persona positiva.

 

¿Era más divertido que lo que parecía no?

- Sí. Cuando yo lo fui a recoger, lo primero que hizo al bajarse del auto fue hacer una broma. Hace chistes poquito a poco, y nosotros nos sentimos más cómodos con él, más en confianza.

 

¿Y qué te pareció que él dijera que esta visita le había gustado tanto?

- Bueno, uno se pone feliz de que le haya gustado lo que hicimos y, como ya hemos trabajado en esto durante medio año, siento que hemos cumplido nuestro objetivo, que él se sienta bien y que le guste. En otros años también les ha gustado mucho, y ese es nuestro objetivo. Él se sintió bien aquí y este encuentro con nosotros le gustó más que otras cosas, así es que nos puso muy felices a todos.

 

¿Cómo se prepararon ustedes y qué era lo principal que tenían que decirle a él, especialmente?

- Fuimos a distintos lugares, por ejemplo, cuando se hizo el anuncio donde dijeron quién había recibido el Premio Nobel de Literatura, estábamos en la Academia Sueca cuando Sara Danius anunció el premio, lo que también fue un honor. También hablamos con diferentes personas y visitamos lugares que tienen relación con el Nobel. Y, cuando supimos que era él, lo primero que hicimos fue ver sus libros, su biografía, para saber más de él. Vimos entrevistas con él y también leímos su libro “Nunca me abandones” (Never let me go).

 

¿Por qué eligieron justamente esa novela?

- Creo que es uno de los mejores que ha escrito, y también vimos la película. Tal vez es porque se trata de unos niños, como nosotros, pero ellos no viven mucho tiempo, se trata de clones. Y esa historia da mucha tristeza, pero al mismo tiempo nos hace ver que hay cosas por las que tenemos que estar felices, porque nosotros tenemos a nuestros padres – ellos no tenían padres – nosotros podemos elegir qué queremos ser, tenemos ese privilegio, mientras que ellos no podían elegir. Ellos nacieron para donar sus órganos… a nosotros también nos dejó muy pensativos.

 

¿Tal vez muy tristes?

- Sí, es una historia muy triste.

 

¿Y de qué conversaron cuando tomaron el té con él?

- Más que todo de si le gustó el acto. También le presentamos a todos nuestros profesores, para que cada uno de ellos lo saludara, y le preguntamos qué le había parecido esta semana.

 

¿Me imagino que vas a contarles a tus padres con lujo de detalles sobre este encuentro con Kazuo Ishiguro?

- Sí, les voy a decir que fue una experiencia muy bonita, y que también un gran honor. Además, fue divertido.

 

Ellos se habrán asombrado mucho, ¿no?

- Sí, pero también están un poquito acostumbrados, porque mis hermanos también han ido a este colegio y también han hecho lo mismo antes, entonces, es algo que ya ha pasado antes. Pero ahora me tocó el turno a mí.

 

¿Y te gusta la literatura, qué libros prefieres?

- Me gusta bastante, pero me cuesta encontrar buenos libros. Me gustan más los de fantasy, por ejemplo, uno que me gusta mucho The Maze Runner.

 

Durante el acto, varios niños hablaron sobre sus sueños. ¿Cuál es el tuyo?

- En realidad, no he pensado mucho en mi sueño aun, si veo una oportunidad de hacer algo grande lo tomaré, pero aún no tengo una idea clara de qué quiero ser cuando sea adulta. Pero eso ya lo veré [risas].

 

 

Mariana junto a Gunilla Lundgren. 

 

 

 

 

Published in Reportajes

Después de cinco días en que todos se preguntaban quién era el “personaje de la cultura” a quien 18 mujeres señalaran de haberlas acosado sexualmente, la emisora estatal, Radio Suecia, dio a conocer este domingo su nombre: Jean Claude Arnault.

En el marco de la campaña #MeToo, las cabezas han rodado, tanto en el ámbito artístico, como cultural, mediático o político, entre otros.

Unos han sido nombrados con nombre y apellido. Otros están en lista de espera. En este momento a ciertas personas les cuesta conciliar el sueño.

Porque, como dijo una de las periodistas que han hablado: “Esto solo ha comenzado. Vamos a delatarlos a todos”.

 

Por: Marisol Aliaga

 

A dos semanas del banquete Nobel, que reúne a la crème de la crème del mundo cultural escandinavo y mundial, un escándalo estremece a la legendaria Academia Sueca.

 

El jueves pasado se reunieron los ilustres miembros de la Academia para deliberar el plan de acción con motivo de las acusaciones que 18 mujeres hicieran públicas en el matutino Dagens Nyheter el martes 21 de noviembre. En el reportaje, las mujeres dan testimonio de que el hombre abusó sexualmente de ellas

 

Muchos de los abusos se perpetraron en “El Club”, un centro cultural que el señalado ha dirigido, junto a su esposa, por más de 30 años, y por el que ha recibido una importante ayuda económica de parte de la Academia. También en departamentos que pertenecen a la institución, incluyendo un apartamento en París.

 

Aquí, algunos extractos de los testimonios publicados por Dagens Nyheter:

 

Lena Ten Hoopen: “Logré soltarme de él. Entonces me dijo:´Con esa actitud, haré que no permanezcas largo tiempo en este rubro. ¿No sabes con quien estoy casado?´"

 

Gabriella Håkansson: “Una mano en la vagina”.

 

Elise Karlsson: “Yo dije:´no me toques´ y ´termina´"

 

Amanda Svensson: “Él comenzó a tocarme el busto. No quiero tener que ver nunca más con él”.

 

Otros testimonios: “Me llevó al Club. Se sentía como que a él lo excitaba perpetrar el abuso justamente en esos locales”.

 

“Él pagó pasajes en avión y me llevó al apartamento de la Academia en París. Por la noche entró a mi habitación, e intentó aprovecharse de mi”.

 

“La policía dijo que se había tratado de una violación. Pero yo no me atreví a hacer la denuncia”.

 

“Todos, en el mundo de la cultura, saben y todos han sabido. Pero han cerrado los ojos”.

 

  

Más tarde, los medios dieron a conocer que el hombre cometió abusos sexuales no solo contra jóvenes escritoras y periodistas, sino también contra esposas e hijas de los miembros de la Academia.

 

Después de la reunión del martes, la secretaria permanente de la Academia, Sara Danius, declaró a la prensa que la Academia suspende todo el contacto y todo el financiamiento a las actividades culturales de esta persona.

 

La secretaria permanente de la Academia Sueca, Sara Danius, declaró que la institución suspende todo contacto y soporte económico al destacado hombre de la escena cultural de Estocolmo. Foto: Marisol Aliaga.

 

En un comunicado de prensa emitido el mismo día, la Academia escribe:

 

"En su reunión de esta tarde, la Academia Sueca ha tomado, por unanimidad, la decisión de suspender inmediatamente todo contacto y toda la futura financiación de todas las actividades llevadas a cabo por la persona que, en los medios de comunicación, figura bajo el nombre de” perfil cultural”. Se trata, por una parte, de la financiación que se le ha concedido al centro cultural de este hombre (desde el año 2010 es de aproximadamente 126.000 coronas por año - no se han efectuado pagos a él, personalmente), y por otra, de la misión que por un período ha desarrollado, de atender el apartamento de la Academia en París.

 Esta es nuestra primera medida, y está motivada por dos cosas. Por una parte, la investigación de Dagens Nyheter, la cual consideramos correcta; por otra parte, que, durante el curso de la reunión, salió a la luz que miembros de la academia, hijas de éstos, esposas y personal de la oficina de la Academia han sido expuestas a intimidad no deseada o a tratamiento inadecuado por parte del susodicho. Estos sucesos no habrían salido a la luz sin el foco de atención que recientemente se ha dirigido hacia estos problemas".

 

 

La Ministra de Cultura y Democracia, Alice Bah Kuhnke, que el año 2015 personalmente le entregara la Orden real de la Estrella Polar, por recomendación del escritor y miembro de la Academia, Pär Wästberg, se mostró indignada.

- La repugnancia no tiene límites, escribió la ministra, en su cuenta de Instagram.

 

Ya en 2013, Wästberg había recomendado que se le concediera esta prestigiosa orden real. En papel con el membrete de la Academia, había escrito al alto mandatario de la corte, Svante Lindqvist, subrayando el “enorme aporte” de esta persona (el abusador) que había desplegado en las áreas de la literatura, la música y el arte y que “se alegraría sobremanera si se le reconociera su labor”.

 

Sin embargo, Pär Wästberg no ha querido dar más comentarios sobre el caso.

- Yo pertenezco a la vieja guardia, así es que no tengo más que decir sobre esto, en realidad. Esto se trata, a pesar de todo, de una persona que no es miembro de la Academia, dijo escuetamente a DN el martes pasado.

 

La ministra, por su parte, examinó de inmediato la posibilidad de pedir la orden de vuelta. Cosa, al parecer, imposible, y que no ha ocurrido nunca.

- Lo primero que hice ayer fue dar la tarea a mi departamento de trabajo de investigar si se puede anular esta orden y, en ese caso, como se hace, dijo Alice Bah Kuhnke.

 

Este viernes, declaró a DN que, a pesar de todo, no es su cartera quien se encarga de investigar los criterios formales. Y que este hombre nunca debió haber recibido la orden:

- Yo opino que todos tenemos la responsabilidad de velar porque personas con poder no se aprovechen de sus posiciones. También tenemos todos una responsabilidad hoy en día, cuando estamos al tanto de lo que ocurre. Debemos luchar por romper la cultura del silencio.

 

El Consejo Estatal de Cultura ha financiado el Club con más de tres millones de coronas, desde el 2006.

 

La familia real también manifestó su repudio en contra del hombre señalado, según lo informó la jefa de prensa de palacio, Margareta Thorgren. El rey Carlos Gustavo es el gran maestro de la Orden de la Estrella Polar.

- Al igual que todos los demás, la familia real reacciona muy negativamente ante esta información, dijo Thorgren al canal 4 de televisión.

 

Tanto la Reina Silvia como la Princesa Victoria han manifestado su apoyo a la campaña #MeToo (YoTambién). El domingo 19 de noviembre, ambas asistieron a la manifestación en Södra Teatern, en la cual connotadas actrices suecas leyeron fragmentos escritos por ellas mismas, bajo la etiqueta #Tystnadtagning (SilencioAcción).

 

 
La Reina Silvia y la Princesa Victoria asistieron a la manifestación en Södra Teatern, llamada #Tystnadtagning. Foto: Captura de pantalla de la versión digital de Dagens Nyheter. 

 

La campaña #MeToo ha tenido tanto éxito en Suecia que ha sido, como muchos lo han descrito, un terremoto que ha remecido profundamente las estructuras de poder de la sociedad.

 

En más de 40 rubros las mujeres (porque se trata en su gran mayoría de mujeres) se han manifestado y han sacado la voz. En la ópera, por ejemplo, la etiqueta utilizada fue #Sjungerut (YoCanto).

 

El caso de lo ocurrido dentro de la Academia Sueca hace pensar en un nuevo orden de cosas.

 

Una periodista lo comentó - perdonando la expresión - de la siguiente forma:

- Faltaba que tomara el cargo una mujer, para que pudiera mostrar “cojones”.

 

 

#Tystnadtagning. Foto: Expressen. 

 

Por lo demás:

 

Este año Jean Claude Arnault no podrá codearse ni con los laureados con el Premio Nobel ni con sus colegas del mundo de la cultura. El comité Nobel revocó su invitación al banquete, que tendrá lugar, como todos los años, el 10 de diciembre, en memoria a Alfred Nobel.

 

 

Published in Cultura

Publicado: 05-10-2017. Actualizado: 07-10-2017

El escritor británico de origen japonés, Kazuo Ishiguro, fue galardonado este jueves con el Premio Nobel de Literatura.

Porque “en novelas de fuerte impacto emocional ha desnudado el abismo bajo nuestra aparente pertenencia con el mundo”, destaca la Academia Sueca.

La secretaria permanente de la Academia, Sara Danius, hizo el anuncio que mantenía en ascuas al mundo literario. “Una mezcla de Austen y Kafka”, calificó al nuevo Nobel, y dijo que Ishiguro era “una mezcla de Austen y Kafka”.

 

Por: Marisol Aliaga

 

Por alguna razón el anuncio del Premio Nobel de Literatura se adelantó este año en una semana. Acostumbra tener lugar el segundo jueves del mes de octubre.

 

Pero ya este jueves 5 de octubre se supo el nombre del laureado con el premio literario más importante del planeta: el escritor británico de origen japonés, Kazuo Ishiguro, cuyo nombre había sido mencionado de cuando en vez en las quinielas, pero sin ser nunca recurrente. Tampoco posee una obra literaria contundente, se demora entre dos y tres años en escribir un libro. Por otra parte se sabe que la Academia siempre ha preferido la calidad, ante la cantidad. 

 

Sara Danius tomó una teatral pausa, antes de dar a conocer su nombre, inmediatamente después de que se abrieran las puertas blancas de ribetes dorados, de la Sala de la Bolsa, en la Academia Sueca:

- El ganador del Premio Nobel de Literatura 2017 es el escritor británico Kazuo Ishiguro. Y la justificación del Jurado es: “en novelas de fuerte impacto emocional ha desnudado el abismo bajo nuestra aparente pertenencia con el mundo”, dijo, en tres idiomas.

 

Y los asistentes – que este año eran menos que el año pasado – no dijeron nada. ¡Uno que otro exclamó: "¡oh!”, pero en general una silenciosa sorpresa.

 

Pero, a lo largo del día, las respuestas de los amantes de la literatura han sido solamente positivas, más aún al conocerse la reacción del laureado, que pensó que era una noticia falsa, o una broma de los amigos.  

- De pronto vi que una fila de fotógrafos y reporteros se apostaban frente a mi casa, para bochorno de mis vecinos, que seguramente pensaron que yo era un asesino en serie, dijo más tarde en una improvisada conferencia de prensa.

 

Aseguró que en ningún momento había pensado hoy que existía la posibilidad de que fuera a ser honrado con el Nobel de Literatura. Que solo cuando recibió una llamada de la BBC comenzó a creer que era cierto “Soy a la antigua, le tengo mucha confianza a la BBC de Londres”, dijo, y se sorprendió de que la Academia Sueca no lo hubiese llamado antes de hacer oficial el Premio.

 

- En el supuesto caso de que hubiera sido yo el premiado, pensé que la llamada de la Academia vendría antes, y después tendría tiempo de lavarme el cabello y hacer todos los preparativos antes del encuentro con la prensa. Pero no fue así en lo absoluto, dijo, en una entrevista con BBC Ishiguro, a quien también le llamó la atención la humildad de Sara Danius al preguntarle si asistiría a la ceremonia, y que incluso se hubiese sorprendido un poco ante su respuesta: ¡Por supuesto!.

 

El año pasado, la Academia se vio en una difícil situación – por primera vez en la historia del premio – cuando Bob Dylan rehusó a contestar la llamada de Sara Danius. Más tarde, no vino a la premiación, y no realizó la visita a una escuela del barrio periférico de Estocolmo, Rinkeby, lo cual es tradición desde 1989.

En lugar de dictar una cátedra en la Academia, envío un discurso de aceptación en audio y musicalizado, pocos días antes de que se venciera el plazo para poder cobrar el monto de ocho millones de coronas. Audio que incluso fue acusado de plagio – ver enlace, en sueco. (La Academia exige, para que el laureado pueda cobrar su premio, que éste o ésta pronuncie un discurso de aceptación en Estocolmo dentro de un límite fijo).

 

Este año la Academia Sueca – que no se rige por normas políticas ni de género, entre otras – sorprendió una vez más al mundo de las letras, pero en un sentido positivo. “Este anuncio va a hacer felices a muchos”, subrayó Sara Danius en una entrevista.

 

Aunque sus temas no son humorísticos, al contrario, tratan de preguntas existenciales, de lo que significa ser un ser humano, de la memoria y del olvido, de las apariencias y las mentiras de toda una vida.

- Es un escritor de una gran integridad. No mira hacia el lado, le preocupan los problemas de la sociedad en la que vive, al mismo tiempo que ha desarrollado un universo estético propio, destacó Sara Danius este jueves.

 

 

 

La secretaria permanente de la Academia Sueca, Sara Danius. Foto: Marisol Aliaga. 

 

En 1989 saltó a la fama con su novela Lo que queda del día que la inmortalizara en una adaptación a la pantalla grande Anthony Hopkins y Emma Thompson. Cinta que fue nominada al Oscar en ocho categorías. Y que todos han visto. La novela ganó además el prestigioso premio Booker.

 

Con este nuevo laureado, la Academia sueca se asegura y vuelve a la literatura, luego del revuelo del año pasado, y del largo silencio del laureado. Un silencio vergonzoso y un desaire al que seguramente la Academia - por más díscola que sea - no está acostumbrada.

 

Kazuo Ishiguro, es un escritor conocido en Inglaterra, y reconocido en el mundo de las letras por su voz propia, su estilo y sus temas cosmopolitas.  

 

Un escritor de fácil lectura, pero que no por ello deja de tomar temas profundos temas actuales. Según Ishiguro, la situación en el mundo es algo de lo cual todos los seres humanos somos responsables. Y es tarea de los novelistas el reflexionar sobre esto. Pero sin dejar de lado el optimismo. Según él, en medio de la más completa oscuridad debe existir siempre un rayo de luz, de esperanza. 

 

Una gran fuente de inspiración es el hecho de vivir en dos culturas diferentes. Nacido en Nagasaki en 1954, sus padres se mudaron a Surrey cuando él tenía cinco años. Su padre, oceanógrafo, había obtenido trabajo en Inglaterra y la familia regresaría pronto a Japón, algo que nunca sucedió. El niño Kazuo vivió su infancia en una especie de limbo, sin pertenecer ni a Inglaterra ni a Japón. De hecho, sus padres hablaban japonés entre ellos pero inglés con él. 

 

Más tarde estudió Literatura Inglesa y Filosofía en la universidad de Kent, y en 1982 su tesis fue su primera novela: Pálida luz en las colinas.

 

Pero no solo ha escrito novelas, también ha hecho adaptaciones al cine, guiones y hasta letras de canciones. De hecho, se dedicó al oficio de escritor luego una efímera incursión en el mundo de la música.

 

En este sentido, la distancia con su antecesor disminuye.

 

 

Para Kazuo Ishiguro, el Nobel de Literatura es “un magnífico honor”, no solo por lo que el premio significa, sino también porque admira la labor de la Academia en un mundo convulsionado.

 

Está consciente de que las sombras del pasado pueden volver, nació nueve años después de que la bomba atómica cayera en su ciudad natal, Nagasaki.

 

Y no tiene reparos en mojarse los pies y en dar su opinión sobre temas políticos. En un artículo en Financial Times luego del Brexit, manifestó su descontento con los agitadores, escribiendo en términos de: “…de la misma forma que durante la primera mitad del 1900 cuando el fascismo asolaba Europa”.

 

Este jueves declaró que espera que los premios Nobel “sean al menos una fuerza para algo positivo”.

 

 “Me sentiría especialmente emocionado si pudiera de algún modo contribuir a un cambio para crear una atmósfera más positiva en estos tiempos de incertidumbre”, añadió.

 

Respecto a sus fuentes de inspiración, cuenta que le gustan tanto Austen como Kafka, pero que Marcel Proust es un poco aburrido "aunque en momentos genial". Según él, la escritora que más ha influido en su obra es Charlotte Brontë.

 

Para finalizar reconoce, riendo, que en estos momentos no tiene ningún libro en camino.  

 

 

 

Kazuo Ishiguro – Premio Nobel de Literatura 2017.  Foto: Wahlström & Widstrand. 

 

 

MÁS INFORMACIÓN:

 

Los laureados de los últimos 10 años:

 

2016: Bob Dylan, USA

2015: Svetlana Aleksijevitj, Bielorrusia

2014: Patrick Modiano, Francia

2013: Alice Munro, Canadá

2012: Mo Yan, China

2011: Tomas Tranströmer, Suecia

2010: Mario Vargas Llosa, Perú

2009: Herta Müller, Alemania

2008: Jean-Marie Gustave Le Clézio, Francia

2007: Doris Lessing, Gran Bretaña

 

Dato curioso: No es correcto decir ”el ganador o la ganadora” al referirse a un receptor/a del Premio Nobel. La palabra usada por la academia es: ”laureado/a”.

Se dio la primera vez en 1901, al escritor francés Sully Prudhomme.

Entre quienes tienen derecho a nominar autores están los miembros de la Academia Sueca, miembros de otras academias, así como profesores de literatura y de temas relacionados con el idioma.

No está permitido nominarse a sí mismo.

La Academia recibe cada año alrededor de 300 propuestas. Hace su elección final en octubre y hace el anuncio el mismo mes, para la semana Nobel. Generalmente este se realiza el segundo jueves de octubre.

El laureado recibe su premio, que este año está dotado de nueve millones de coronas, el Día Nobel, 10 de diciembre, en honor al natalicio de Albert Nobel. 

De los 109 laureados hasta la fecha, 14 han sido mujeres.

La primera mujer que recibió el Nobel de Literatura fue la escritora sueca Selma Lagerlöf, en 1909.

La poetisa chilena Gabriela Mistral lo recibió en 1945.

La edad promedio de los autores es de 65 años.

Fuente: Helagotland, Svenska Akademien, nobelprize.org.

 

 

 

Más sobre Kazuo Ishiguro – Premio Nobel de Literatura 2017 (Fuente: Nobelprize.org) 

Nota biobibliográfica:

Kazuo Ishiguro nació el 8 noviembre den 1954 en Nagasaki, Japón. Su familia se mudó a Gran Bretaña cuando él tenía cinco años e Ishiguro no volvió a visitar su país natal hasta edad adulta. A finales de 1970 se licenció en inglés y filosofía en la Universidad de Kent, luego estudió escritura creativa en la Universidad de East Anglia.

Desde su debut con el libro A Pale View of Hills (1982; Pálida luz en las colinas, 1988) Kazuo Ishiguro ha sido escritor a tiempo completo. Tanto su primera novela como la siguiente An Artist of the Floating World (1986; Un artista del mundo flotante, 1989) se desarrollan en Nagasaki pocos años después de la Segunda Guerra Mundial. Ya en esas obras encontramos los temas que normalmente se relacionan con Ishiguro: la memoria, el tiempo y el autoengaño. Esto se puede ver especialmente en su tercera y más famosa novela, The Remains of the Day (1989; Los restos del día1991), de la que se hizo una película con Anthony Hopkins en el papel del leal y concienzudo mayordomo Stevens.

Sus obras están marcadas por una contención en el idioma independiente del dramatismo de los hechos relatados. Paralelamente sus novelas posteriores contienen una mayor cantidad de elementos fantásticos. Con la obra distópica Never Let Me Go (2005; Nunca me abandones2005) introdujo Ishiguro una fria corriente subyacente de ciencia ficción en su literatura. En esta obra, como en muchas otras, la música tiene una gran importancia. Un buen ejemplo es la colección de relatos Nocturnes: Five Stories of Music and Nightfall (2009; Nocturnos : cinco historias de música y crepúsculo, 2010), donde la música es un elemento recurrente en la descripción de las relaciones amorosas de los personajes. En su última novela The Buried Giant (2015; El gigante enterrado, 2016) una pareja de ancianos viaja a través de un paisaje inglés arcaico con la esperanza de reencontrarse con su hijo adulto, al que no han visto desde hace muchos años. De entre las oleadas de brumas surge una interacción entre la memoria y el olvido, la historia y la contemporaneidad, la fantasia y la realidad. Aparte de sus ocho libros Ishiguro ha escrito también guiones para cine y televisión y compuesto música.

 

Kazuo Ishiguro ha publicado ocho novelas, además de guiones y ensayos. Foto: Marisol Aliaga.

 

Bibliografía – una selección

Obras en español

Pálida luz en las colinas / traducción de Ángel Luis Hernández Francés. – Barcelona : Anagrama, 1988. – Título original: A Pale View of Hills

Un artista del mundo flotante / traducción de Ángel Luis Hernández Francés. – Barcelona : Anagrama, 1989. – Título original: An Artist of the Floating World

Los restos del día / traducción de Ángel Luis Hernández Francés. –Barcelona : Círculo de Lectores, D.L.1991. – Título original: The Remains of the Day

Los inconsolables / traducción de Jesús Zulaika. – Barcelona : Anagrama, 1997. – Título original: The Unconsoled

Cuando fuimos huérfanos / traducción de Jesús Zulaika. – Barcelona : Anagrama, 2001. – Título original: When We Were Orphans

Nocturnos : cinco historias de música y crepúsculo / traducción de Antonio-Prometeo Moya. – Barcelona : Anagrama 2010. – Título original: Nocturnes: Five Stories of Music and Nightfall

Nunca me abandones / traducción de Jesús Zulaika. – Barcelona : Anagrama, 2005. – Título original: Never Let Me Go

Los restos del día / traducción de Ángel Luis Hernández Francés. – Barcelona : Anagrama, 2015. – Título original: The Remains of the Day

El gigante enterrado / traducción de Mauricio Bach. – Barcelona : Anagrama, 2016. – Título original: The Buried Giant

 

Otros: 

”El gourmet” in Granta, 3 / editores, Valerie Miles y Aurelio Major. – Barcelona : Emecé, 2004. – Título original: The Gourmet

 

 

 

Published in Cultura
Página 1 de 2

News Letter

Inscríbase a nuestro servicio de News Letter

  

Magazín Latino te informa en español