Domingo, 24 Junio 2018 | Login
Löfven entre la espada y la pared El Primer Ministro Stefan Löfven enfrenta una grave crisis. Foto: Marisol Aliaga.

Löfven entre la espada y la pared

Publicado: 25-07-2017. Actualizado: 28-07-2017

La crisis que afronta el gobierno de Stefan Löfven (S) se transformó este miércoles en un caos político sin precedentes en la historia moderna de Suecia, luego del anuncio de la Alianza de presentar una moción de censura contra tres ministros: Anna Johansson , Peter Hultqvist y Anders Ygeman.

Sin embargo, la respuesta de Löfven se hizo esperar. Pasadas las siete de la tarde, el jefe de prensa del gabinete, Odd Guteland, comunicó a los reporteros apostados frente a Rosenbad que el premier sueco comunicará su decisión a las 10 de la mañana del jueves, en una rueda de prensa.

Löfven deberá decidir entre despedir a sus tres ministros y reorganizar su gabinete, o esperar la moción de censura en el Parlamento, donde esta obtendría una mayoría de votos. Otra alternativa es dimitir, o llamar a elecciones anticipadas. 

 

Por: Marisol Aliaga

 

La crisis - o el caos político - que enfrenta el primer ministro, Stefan Löfven,  se agudizó este  miércoles, luego de que, a las nueves de la mañana, los líderes de la Alianza llamaran a una rueda de prensa para informar que presentarían una moción de censura contra tres secretarios de Estado. Dos de ellos las cartas más pesadas del gabinete: Anders Ygeman (S), Ministro del Interior, y Peter Hultqvist (S), Ministro de Defensa. Además de, obviamente, la Ministra de Infraestructura, Anna Johansson (S), la más involucrada en este escándalo que ha ido creciendo a medida que pasan los días y más detalles salen a la luz.

 

Por otra parte, para nadie es un secreto que la Alianza ha querido destituir a Stefan Löfven y tomar las riendas del país a la brevedad posible. Anna Kinberg Batra (M), así lo ha declarado en numerosas oportunidades y, con la popularidad de Annie Lööf (C) quien le hace sombra, y unas pésimas cifras de simpatizantes, tal vez esta sea la oportunidad que AKB estaba esperando.

 

- Stefan Löfven ha llevado al país a una crisis profunda, ha puesto en peligro la seguridad de Suecia y de los ciudadanos y se ha negado a tomar la responsabilidad que le cabe en ello, dijo AKB.

 

Mientras su colega, el líder liberal Jan Björklund (L), subrayó que esta era la mayor filtración de información clasificada desde los tiempos del espía Stig Bergling.

 

- Esto demuestra una gran ingenuidad en la administración pública, dijo Björklund.

 

Annie Lööf expresó que es necesario marcar, como representantes del pueblo, que no aceptarán esta irresponsabilidad de parte del gobierno. Y la líder democratacristiana, Ebba Bush Thor, comparó la actitud del gobierno con el caso de que, cuando el techo gotea, en lugar de repararlo se pone un balde. "La confianza se ha agotado. Suecia se merece algo mejor", subrayó Lööf.

 

El jefe del grupo parlamentario de los Socialdemócratas, Tomas Eneroth, expresó, por su parte, que la forma de actuar de la Alianza era poco seria.

 

- Se presenta una moción de censura contra tres ministros sin esperar ni la investigación del Comité Constitucional (KU) ni el sumario que el primer ministro anunció que se abriría. Esto demuestra que no están interesados en un análisis serio, dijo Eneroth.

 

Otros analistas políticos han calificado la jugada de la Alianza de "populista".

 

 

Åkesson: "Por fin entran en razón"

Los Demócratas de Suecia (SD) apoyan la moción de censura - pero en caso de formar gobierno con la Alianza, las cosas se complican. Tanto los liberales, como el Centro han afirmado en repetidas ocasiones que no gobernarán con el apoyo de los SD.

 

Su líder, Jimmie Åkesson, se mostró este miércoles satisfecho con la jugada de la Alianza:

 

- Nosotros hemos tratado de levantar una moción de censura contra otros ministros en repetidas ocasiones, durante esta administración. Esta vez parece que entraron en razón, y por supuesto que apoyamos esto, dijo Åkesson.

 

El presidente del Partido de Izquierda, Jonas Sjöstedt, en tanto, criticó ayer duramente al gobierno. Sin embargo, no apoya la moción de censura contra los tres ministros, solamente contra Anna Johansson.

 

 Jonas Sjöstedt ha recalcado en varias ocasiones que fue el gobierno de la Alianza el que tomó la decisión de outsorca (externalizar) sistemas de entidades estatales que contienen información clasificada.

 

La idea de la administración anterior, con Fredrik Reinfeltd a la cabeza, era ahorrar dinero. Pero en el caso de Transportstyrelsen, y con la decisión de su directora general de transgredir tres leyes, las consecuencias resultaron catastróficas.

 

Ante esta crítica, la Alianza ha respondido que el outsourcing estaba pensado llevarse a cabo con responsabilidad, pero que en esta ocasión se infringió la ley, y los personeros de gobierno que tuvieron acceso a esta información se la guardaron.

 

Ana Kinberg Batra subrayó que no solo se actuó en forma ilegal, sino que además la parte comunicacional no funcionó adecuadamente. Anders Ygeman no le informó a su jefe, Löfven, ni tampoco informó a la oposición - a pesar de estar a cargo de la seguridad del país.  Por esta razón ahora debe dimitir.

 

 

Las distintas salidas

 

Stefan Löfven puede verse obligado a sacrificar algunos de sus ministros más importantes. Y, en el caso de Ygeman, de más popularidad.  

 

Puede dejar que se lleve a cabo la moción de censura, y mantenerse en el poder hasta las próximas elecciones (2018), o puede despedir él mismo a los ministros, y evitarse la humillación en el Parlamento.

 

También puede plantear que si se va un ministro se van todos, y todo el gabinete dimite. Esto significaría que el presidente del Parlamento comenzaría una rueda de conversaciones con los líderes de partidos. Podría significar que Löfven vuelve a ocupar el cargo, o que sea Anna Kinberg Batra quien asuma.

 

O, puede llamar a elecciones anticipadas. Según los analistas, la peor de todas las posibilidades.

 

Sea cual sea su decisión, no será fácil.

 

Pocos minutos pasadas  las 10.00 de la mañana del jueves se despejarán las dudas.

 

Los reporteros estuvieron a la espera durante todo el miércoles, frente a la sede de gobierno. Foto: Marisol Aliaga.

 

 

About Author

Related items

  • Stefan Löfven en la semana política de Järva

    El domingo 17 de junio, el primer ministro, Stefan Löfven pronunció un discurso en el centro deportivo de Spånga, siendo el último de los líderes de los partidos en hacerlo, al finalizar la semana política de Järva, Järvaveckan.

    Järvaveckan es el equivalente a la semana política de Almedalen, que comienza en los próximos días. Es una iniciativa de Ahmed Abdirahman, y la organización Global Village.

    Este año Järvaveckan batió récord, con 30.000 visitantes.

     

     Por: Magazín Latino

     

    Realizado por sorteo – como también lo es en Almedalen – al partido de la Socialdemocracia le tocó ser el último, durante la semana política de Järva.

     

    Y ni las bajas cifras en las encuestas de opinión ni la amenazante lluvia del día lograron empañar el discurso de Löfven, quien se refirió a los logros de su gobierno rojiverde, y a los retos que la sociedad tiene por delante, sobre la sanidad, la atención a los mayores, la educación y, sobre todo, la integración.

     

    El 9 de septiembre se realizan las elecciones parlamentarias en Suecia. Järvaveckan fue una excelente apuesta en vistas se los comicios.

     

    (El vídeo está en sueco. Más adelante se publicará una traducción al español).

     


    Stefan Löfven en Järvaveckan. Foto: Marisol Aliaga. 

  • Fuerte caída de la Socialdemocracia en importante encuesta de opinión - votantes se quedan en casa

    Las noticias sobre las encuestas de opinión llueven, durante este año electoral. Hay partidos que – si las elecciones fueran hoy día – corren el riesgo de quedarse fuera del Parlamento. Otros, tienen caídas históricas, como la Socialdemocracia.

     

     Fuente: Aftonbladet. 05-06-2018. Traducción: Magazín Latino

     

    La Socialdemocracia cae, en la encuesta de SCB [i]de hoy – a la peor cifra obtenida en vísperas de elecciones.

     

    El partido retrocede con 4,3 por ciento, logrando solo el 28,3 por ciento.

     

    Pero quienes no tienen intención de votar por la Socialdemocracia, tampoco lo harán por otro partido. No votarán. El aumento de los votantes inseguros aumenta a un 2,2 por ciento.

     

    - Por supuesto que queremos tener cifras más altas, pero no nos extraña, teniendo en cuenta el bajo resultado obtenido en anteriores encuestas, dice la secretaria del partido, Lena Rådström Baastad.

     

    El partido que lidera el primer ministro, la Socialdemocracia, ha tambaleado considerablemente este último tiempo. En encuesta tras encuesta se ha notado resultados históricamente débiles. Por ejemplo, en la última encuesta de Aftonbladet/Inizio, la Socialdemocracia obtuvo el 24,5 por ciento.

     

    Y la tendencia negativa para la Socialdemocracia se mantiene también en la encuesta de SCB (Statistiska Centralbyrån, Oficina Central de Encuestas) de mayo.

     

    Socialdemocracia: “No nos extraña”

     

    Comparado con la encuesta de noviembre del año pasado, la Socialdemocracia retrocede con 4,3 unidades porcentuales, y anota un 28,3 por ciento.

     

    La cifra más baja obtenida en vísperas de elecciones.

     

    - Por supuesto que queremos tener cifras más altas que el 28,3 por ciento, pero se esperaba, teniendo en cuenta el bajo resultado obtenido en otras encuestas realizadas en el mismo periodo, dice Lena Rådström Baastad.

     

    La secretaria del partido sostiene al mismo tiempo que es motivo de alegría ver que los Rojiverdes todavía son el bloque más grande.

    - Ahora se trata de seguir adelante con todas las ganas, sabemos que los electores quieren respuestas a temas importantes, como qué pasará con la atención sanitaria y la educación, ahí, la Socialdemocracia tiene varias propuestas de reformas y también presentaremos apuestas que proporcionen a los jubilados una economía más fuerte, priorizamos esto ante la disminución de los impuestos para quienes ganan más.

     

    Más electores Socialdemócratas inseguros

     

    Hasta hoy, la cifra más baja de la Socialdemocracia en una encuesta de SCB previa a una elección fue en 1991, cuando obtuvieron el 32,1 por ciento. La segunda peor es la de 2010, cuando lograron solo el 33,8 por ciento.

     

    Sin embargo, la peor cifra es la de una encuesta del otoño de 2015, cuando solo obtuvieron el 27,6 por ciento.

     

    La mayoría de los electores que la Socialdemocracia pierde, no tienen intención de voto, el número de inseguros aumenta fuertemente en esta encuesta (2,2 unidades porcentuales). Fuera de esto, unos manifiestan intención de voto por los Demócratas de Suecia (0,4 por ciento) y por otros partidos.

     

    Desde las elecciones del 2014, han perdido fuertemente a favor de los Demócratas de Suecia, en total 2,5 unidades porcentuales.

     

     

    Demócratas de Suecia: Muy grato

     

    Los Demócratas de Suecia avanzan fuertemente - a un 18,5 por ciento, lo que es un aumento de las 3,7 unidades porcentuales.

     - Es un resultado muy satisfactorio, el segundo más alto en una encuesta de SCB. Nos encontramos en una tendencia ascendente, lo que es positivo ante las elecciones de otoño. Es evidente que la política sueca ha cambiado en sus fundamentos y que existen tres partidos grandes que luchan por el poder. Los Demócratas de Suecia estamos aquí para quedarnos, dice Richard Jomshof (SD), secretario del partido.

     Agrega:

     - También debemos recordar que los Demócratas de Suecia acostumbran a ser subestimados en las encuestas del SCB, lo que quedó claro el año electoral de 2014.

     

    La Democracia Cristiana quedaría fuera

     

    El aumento de los Moderados es marginal. Desde noviembre el partido de Ulf Kristersson ha aumentado en unas 0,4 unidades porcentuales, logrando el 22,6 por ciento.

     - Considero que estamos estables en torno a nuestro resultado electoral. En principio tenemos una situación idéntica a la que teníamos ante las elecciones anteriores, y esto es al mismo tiempo que nuestro principal contendor al poder gubernamental, la Socialdemocracia, obtiene el peor resultado en una encuesta SCB previo a elecciones, dice Gunnar Strömmer, secretario del partido Moderado a la agencia TT.

     

    El único partido que está por debajo del límite del 4 por ciento en la encuesta es el partido de Ebba Busch Thor, la Democracia Cristiana, que obtiene el 2,9 por ciento, una disminución de las 0,2 unidades porcentuales.

     

    El partido del Centro también pierde un poco. El partido de Annie Lööf retrocede unas 0,8 unidades porcentuales, obteniendo el 8,7 por ciento.

     

    El partido Verde y los Liberales se mantienen

     

    También el partido Verde y los Liberales que desde hace un tiempo atrás oscilan alrededor del límite del cuatro por ciento, se mantendrían en el parlamento, si las elecciones fuesen hoy día.

     

    El partido Verde avanza tímidamente con 0,5 unidades porcentuales alcanzando el 4,3 por ciento, en tanto que los Liberales aumentan con 0,2 unidades porcentuales a un 4,4 por ciento.

     

    Por ende, los grandes ganadores en la encuesta son los Demócratas de Suecia y el perdedor más grande, la Socialdemocracia

     

     

     

    Imagen sobre la intención de voto en mayo de 2018. Foto: captura de pantalla de Aftonbladet.se.

     

     

    SCB, mayo 2018

     

    Partido de Izquierda         7,4 (+0,4)

    Socialdemocracia           28,3 (-4,3)

    Partido Verde                  4,3 (+0,5)

    Democracia Cristiana        2,9 (-0,2)

    Centro                            8,7 (-0,8)

    Liberal                            4,4 (+0,2)

    Moderados                    22,6 (+0,4)

    Demócratas de Suecia    18,5 (+0,3)

    Otros                             2,9 (+0,3)

     

    Diferencia entre los bloques

     

    S+PI+V               40

    DC+C+L+M         38,6

     

     

    [i]SCB, Oficina Central de Estadísticas de Suecia

      

    Actualización:

    Según la más reciente encuesta, los Demócratas de Suecia han seguido subiendo, y es ahora el segundo partido más grande entre los hombres votantes.

     

     

      

  • Stefan Löfven promete jubilaciones dignas

    Miles de personas salieron a las calles a manifestarse, este 1 de mayo, en el Día Internacional de los Trabajadores.

    En su discurso en Norra Bantorget, el primer ministro de Suecia, Stefan Löfven expresó que desea ver una sociedad fortalecida que sea capaz de afrontar los desafíos sobre la seguridad y el empleo, entre otros.

    Löfven prometió además un alza en las pensiones de los jubilados que perciben las pensiones más bajas. “No se trata de un acto de amabilidad, sino de respeto por quienes han construido nuestro país”, dijo Löfven.

     

     Por: Magazín Latino

     

    Al calor de un soleado Estocolmo, miles de personas salieron a las calles, este 1 de mayo, a manifestarse por los derechos de los trabajadores. Algunos lo hicieron porque es costumbre, sobre todo antiguos militantes de la Socialdemocracia. Otros porque querían manifestarse respecto a diferentes temas, que tienen que ver con el empleo.

    Los tres discursos más importantes de la jornada fueron el del primer ministro Stefan Löfven (S), en Estocolmo, el del presidente del Partido de Izquierda, Jonas Sjöstedt (V), en Kungsträdgården (el Jardín del Rey), también en Estocolmo, y el del presidente del Sindicato Sueco de Trabajadores, LO, Karl-Petter Thorwaldsson (S), en Gotemburgo.

    El lema de la Socialdemocracia, para este 1 de mayo es “Seguridad para todos”.

     

    - Hagamos de la próxima década un resurgimiento de la sociedad fuerte, dijo Stefan Löfven en Norra Bantorget.

     

    El primer ministro comenzó su dicurso tarareando una canción sobre el 1 de mayo, para luego citar a Gustav Möller, Ministro de Asuntos Sociales en la década de los 30, quien dijo: “La sociedad fuerte fue un sello distintivo del modelo sueco que llegó a maravillar un mundo entero”.

     

    Pero agregó que la sociedad sueca se ha ido debilitando.

    - La gente comienza a comprar su propia seguridad. Y en una sociedad débil, las personas no son más seguras, son solo más débiles.

     

    Según Löfven, el dinero no puede comprar la seguridad, ni en lo que se refiere a seguridad social: como por ejemplo la sanidad, ni en lo que se refiere a la paz ciudadana. Y explicó que no hay que olvidarse, además, de la perspectiva de clase.

    - Tenemos que dar la batalla por la ley y el orden. Queremos demoler la sociedad de clases. Por ende, el crimen organizado será visibilizado, será combatido y será vencido, enfatizó el primer ministro.

     

    También se refirió a la economía sueca.

    - Recibimos un país con un déficit presupuestario de 60 mil millones de coronas. Y lo hemos revertido a un excedente de 50 mil millones de coronas, dijo, y recordó que, en el gobierno de la Alianza, Suecia recibía apoyo económico de la Unión Europea. - Ahora tenemos la deuda estatal más baja, desde 1977, dijo Löfven.

     

    Criticó las apuestas de la Alianza burguesa que, desde 1921 hasta ahora “tratan de una sola cosa: reducir los impuestos”.

    - ¿Hay alguien que se atreva a adivinar cuál es la propuesta de la derecha, para las próximas elecciones? Preguntó el premier.

     

    Y se respondió a sí mismo: “reducir los impuestos, sobre todo para quienes ganan más. Como en el “Día de la marmota”, ya van a cumplir 100 años haciendo lo mismo”.

     

    Pero agregó que la Socialdemocracia tratará de llevar a cabo su política, que no se basa en reducir los impuestos de los más ricos.

    - Haremos todo lo posible para ganar las elecciones en el otoño, dijo.

     

    Löfven instó al líder de los Moderados a explicar el impacto de las reducciones de impuestos en la sociedad de bienestar sueca. Según él, si los Moderados forman gobierno, la política de bienestar social se verá en peligro, sobre todo si los Moderados se apoyaran en los Demócratas de Suecia.

    - Mi llamado al pueblo sueco es: vean lo que está en juego. Nadie sabe lo que significaría un gobierno regido por el Partido Moderado, y respaldado por los Demócratas de Suecia.

     

    El primer ministro sueco, Stefan Löfven, durante su discurso en Norra Bantorget, este 1 de mayo. Foto: Pantallazo TV4. 

     

    La jornada de Stefan Löfven comenzó en el distrito de Södertälje, donde, en un encuentro con personas de la tercera edad, anunció un aumento de las pensiones, para quienes hoy reciben las jubilaciones más acotadas.

    - Se trata de un aumento de 600 coronas al mes, 5000 coronas al año, para quienes, a pesar de haber trabajado toda una vida, no reciben pensiones dignas. Para quienes han trabajado haciendo aseo, cuidando a los niños de otros, en las escuelas y guarderías, choferes de camión, auxiliares de enfermería, etc.

     

    El gobierno propone que se destinen 4 mil millones de coronas para esta medida, que beneficia a 1,2 millones de pensionados, seis de cada diez.

     

    La proposición será presentada al grupo parlamentario de pensiones, en el que participan todos los partidos, con excepción del Partido de Izquierda y los Demócratas de Suecia.

     

    Si el grupo no aceptara esta propuesta, Stefan Löfven dijo que entonces lucharán para llevar a cabo una reducción de impuestos para los pensionistas.

     

    En tanto, en Kungsträdgården, el presidente del Partido de Izquierda, Jonas Sjöstedt,  pronunció su discurso ante unas dos mil personas.

     

    En las ciudades de Boden y en Ludvika, se manifestaron un centenar de nazis pertenecientes al NMR (Movimiento de Resistencia Nórdico, por sus siglas en sueco).

     

    Hasta Ludvika llegó Hédi Fried, sobreviviente del Holocausto, quien había dicho, respecto a los nazis:

     

    - No hay que tener miedo. Yo estaré en Ludvika cuando los nazis se manifiestan.

     

     

    Hédi Fried, sobreviviente de tres campos de concentración, quiso mostrar su repudio a la marcha de los nazis. Foto: Twitter, Isobel Hadley-Kamptz.

      

     

News Letter

Inscríbase a nuestro servicio de News Letter

  

Magazín Latino te informa en español