Miércoles, 29 Junio 2022 | Login

Este viernes, en rueda de prensa anunciada con escasa antelación, la lideresa del Partido Liberal, Nyamko Sabuni, dio a conocer su dimisión.

Todo hace suponer que sus comentarios en un programa de conversación sobre “huir a Noruega”, en caso de guerra en Suecia, fue la gota que rebalsó el vaso y que llevó a que Sabuni, finalmente, renunciara a la presidencia de su partido. La crítica ante sus dichos fue masiva.

- La discusión sobre mi persona impide ver lo que es relevante, dijo, sin dar lugar a preguntas, durante su breve comparecencia ante la prensa.

 

 Por: Magazín Latino 

 

Luego de tan solo tres años a la cabeza del Partido Liberal, Nyamko Sabuni decidió, este viernes, poner fin a su liderazgo. Algo que, a pesar de que se veía venir desde hace un tiempo, dejó asombrados a todos, por la proximidad de las elecciones parlamentarias en septiembre. Elecciones en las que el partido Liberal arriesga perder su representación en el parlamento, con solo un 2,1 por ciento de intención de voto. (El mínimo es un 4 por ciento).

A pesar de que cuando fue elegida para liderar a los Liberales, en 2019, se la vio como una salvación para un partido que había perdido muchos simpatizantes, en estos tres años - y faltando cinco meses para las elecciones parlamentarias - no ha logrado mejorar las cifras. Cuando Sabuni asumió la presidencia, los Liberales contaban con un 5 por ciento de intención de voto. 

El partido Liberal ha enfrentado graves luchas internas desde antes de que Nyamko Sabuni fuera elegida como sucesora de Jan Björklund. Después de las elecciones de 2018, Björklund fue partidario de neutralizar al partido de extrema derecha, Demócratas de Suecia y de firmar el acuerdo de enero, junto a la Socialdemocracia (S), el Partido del Centro (C) y el Partido Verde (MP).

La línea de Nyamko Sabuni fue otra. Ella no era proclive al acuerdo de enero y, en el marco de la crisis gubernamental ocurrida a mediados de 2021, los liberales abandonaron el acuerdo y nuevamente se pusieron del lado de los partidos de la burguesía. Aunque, dicho sea de paso, los conservadores (moderaterna) y la Democracia cristiana aún no olvidan la traición que significó el acuerdo de febrero.  

Además, el retornar al bloque de derechas significa que el partido debería apoyar una coalición de gobierno que se sostenga con el apoyo de los Demócratas de Suecia, algo que una parte de los Liberales no está de acuerdo en aceptar, de ahí que muchos han abandonado el partido.

Por otra parte, el liderazgo de Sabuni no ha estado a la altura de las expectativas y desde un comienzo tuvo problemas por sus difusas declaraciones a medios. El punto más peliagudo ha sido si los Liberales apoyasen un gobierno apoyado por los Demócratas de Suecia. Respecto al tema, sus declaraciones han sido tan confusas, que ella misma las calificó en una ocasión de un “desaguisado”.

Finalmente, lo que provocó, al parecer y aunque el partido lo niegue, la dimisión de Nyamko Sabuni fue lo expresado en un podcast, en el que afirmó que, siempre en todas las crisis y en caso de guerra lo mejor es estar en el campo. Dijo que sería bueno irse a la costa occidental y, en caso de, de allí pasar a Noruega, que sería una buena opción, puesto que Noruega pertenece a la Nato.

Las redes no tardaron en reaccionar y las críticas llovieron. Durante la rueda de prensa, Sabuni afirmó:

- Soy quien soy, con sus virtudes y sus defectos. En junio de 2019, el partido toda mi persona. Pero toda mi persona no es lo que se necesita ahora. La discusión sobre mí oscurece lo más importante, que a los problemas de la sociedad se les den soluciones liberales.

Dijo que había comunicado su decisión al comité elector y agregó:

- Para que sea la nueva Suecia sea una realidad, se requiere mucho de todos nosotros. Aún avizoro el camino que tenemos por delante, pero también veo que ya no soy yo quien estará en primera fila.

 

Nuevo líder del partido Liberal: Johan Pehrson

El líder de bancada, y vicepresidente del partido, Johan Pehrson, asumirá ahora el cargo de presidente, según una decisión de la directiva. En diciembre, los liberales realizarán una reunión nacional extraordinaria para elegir a un nuevo líder o lideresa.

- Asumí la responsabilidad en una situación difícil, pero lo hago porque amo a Suecia y a los liberales, dice Johan Pehrson.

Al ser preguntado qué haría él, en caso de guerra, respondió que había hecho el servicio militar en 15 meses y que, en ese caso, permanecería en el país.

Fuera de esa hipotética diferencia, no se esperan grandes cambios dentro del partido, con el nuevo líder. Johan Pehrson mantiene la misma línea que Nyamko Sabuni, y asegura no tener problemas en trabajar en conjunto con los Demócratas de Suecia frente a temas concretos, como, por ejemplo, la lucha contra la criminalidad.

 

(Ojo: las palabras en rojo son enlaces).

 


La ex lideresa del partido Liberal, Nyamko Sabuni, en la rueda de prensa del viernes al mediodía. Foto: Pantallazo TV4. 

 

Published in Política

News Letter

Inscríbase a nuestro servicio de News Letter

  

Magazín Latino te informa en español